El adulto mayor y la diabetes

La presencia de diabetes contribuye al desarrollo de complicaciones que se presentan a largo plazo y que pueden deteriorar la calidad de vida del adulto mayor que vive con diabetes.

Además, se puede sumar la presencia de hipertensión (alta tensión), enfermedades del corazón, accidente cerebro vascular (derrame del cerebro), que son más frecuentes en personas con diabetes. También tienen mayor riesgo de deterioro cognitivo (son problemas con la memoria, el lenguaje, el pensamiento y el juicio que son más significativos que los cambios normales relacionados con el envejecimiento), depresión y caídas.

La buena noticia es que estas complicaciones se pueden retrasar o prevenir con un manejo efectivo de su diabetes, particularmente si mantiene la glucosa en los rangos que su médico le haya indicado. Es importante que coordine con su médico la evaluación y la guía de un especialista en el área de nutrición y diabetes. Esta medida le ayudará a vivir una vida más productiva y con mejor calidad.

El adulto mayor que vive con diabetes
La diabetes mellitus (DM) es una de las enfermedades crónicas más frecuentes. Para el 2019, ya se sabe que hubo 463 millones de personas con diabetes en el mundo. Se estima que este número alcanzará 578 millones y en el 2045 ya serán 700 millones de personas con diabetes en el mundo.

Se calcula que la cantidad de personas mayores de 65 años con diabetes en 2019 asciende a 111 millones. Se estima que uno de cada cinco adultos dentro de este grupo de edad tiene diabetes.

Se prevé que para 2030 esta cantidad ascenderá hasta los 195 millones. Para 2045, alcanzará los 276 millones. Estos datos indican aumentos considerables en la población con diabetes en los próximos 25 años, lo que implicará desafíos económicos y de salud pública inevitables.

Estas cifras convierten a la diabetes en un importante problema de salud pública en todo el mundo. Por el uso de las terapias, la supervivencia aumentó y la mayoría de las personas viven muchos años por lo cual tienen más probabilidades de presentar diabetes.El avance de la medicina nos plantea estas problemáticas de resolución de unos inconvenientes y la aparición de otros nuevos.

Ahora bien, el conocer esta posibilidad nos da la oportunidad de prevenir su aparición, saber cómo detectarla a tiempo, y, si aparece, cómo evitar sus complicaciones o bien minimizarlas al máximo.

La etapa de la vida, según la Organización Mundial de la Salud, del “adulto mayor” comienza a partir de los 60 años para los países en vías de desarrollo y a partir de 65 años para aquellos desarrollados, con mejores condiciones socioeconómicas o por pautas administrativas. La mayor parte de la literatura médica considera que una persona es un adulto mayor a partir de los 65 años.

Fuente: Federación Internacional de la Diabetes IDF - SACA